Nosce te ipsum

Islandia, 2018

Gritos de melancolía agrietan,

pasado de peso

ancla memorias anticuadas

oxidadas por las lágrimas,

y no me dejan remar.

Sombra acusadora

maltrata instintos,

esos que me reconocen

sea yo o lo que esperan.

Imprescindible fue

sumergirme en la profundidad de lo desconocido

al nadar a golpe de azar,

sin objetivo,

entendí mis respuestas sin importar las preguntas.

Al dejarte ir, fluyeron las ideas,

una incertidumbre agradable

en la que me conocí sin rencor.

Solo al soltarme

caí,

y alcé la cabeza,

al hundirme,

ví estrellas correr

y respiré.

Cuando nadie me vio yo lo ví todo.

Floté en paz

y me empapó la luz

de fe en mí.

Nosce te ipsum

Un comentario en “Nosce te ipsum”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s